Pies y manos de seda

La miel y el azúcar son tus mejores aliados si buscas una piel ultra sueva, lo que tienes que hacer es mezcla con un poco de miel con azúcar y exfoliar tus manos y pies, después de 10 minutos, enjuaga con agua tibia. Inmediatamente verás la diferencia.

Para eliminar las durezas que se producen en los pies toma una cebolla y pártela por la mitad. Hazle un agujero en el centro y rellénala de sal, dejándola reposar unas horas. Después frota la mezcla resultante, con un algodón, en las durezas y notaras la diferencia.

Comentarios
Añadir nuevo
+/-
Escribir comentario
Nombre:
Email:
 
Título:
 
Por favor introduce el código anti-spam que puedes leer en la imagen.
Daniella |2010-06-12 22:41
buen tip ambos son buenos tanto el de miel con azucar,como el de la cebolla,gracias
 

Iniciar sesión de foro


Artículos relacionados: